• Marcelo Aguirre

El Eneagrama y los Chakras: Un enfoque transpersonal


Ambos sistemas holísticos, el Eneagrama y los Chakras, tienen en común que son, de hecho, mapas de la evolución de la conciencia, o dicho de otro modo, esquemas generales del proceso de desarrollo integral del ser humano.

Una diferencia esencial entre ambos es que el Eneagrama distingue y describe detalladamente las características psicológicas de nueve tipos humanos (eneatipos), mientras que el sistema de los Chakras presenta una propuesta de desarrollo única para todos los seres humanos, sin importar cuál sea su tipo psicológico o estilo de personalidad.

Otra diferencia entre ambos sistemas es el enfoque del que parten: el Eneagrama inicialmente hace foco en el plano psicológico, el plano de los tipos o estilos de personalidad; aunque, en segundo lugar, admite una perspectiva espiritual o transpersonal en relación a las cualidades de la Esencia: Virtudes e Ideas trascendentes; por su parte, el sistema de los Chakra hacen foco, principalmente, en una perspectiva netamente energética del ser humano; aunque también, pero secundariamente, admite una perspectiva psicológica en la descripción de cada uno de los Chakras.

Desde la perspectiva del sistema de los Chakras, cada ser humano está llamado a desarrollar plenamente sus potencialidades y adquirir una vida sabia, y para ello debe transitar el proceso de apertura de sus propios chakras. La apertura de cada chakra implica superar determinados 'desafíos' existenciales y adquirir un progresivo nivel de madurez, desapego, generosidad y apertura mental. Cada desafío a superar implica un obstáculo psicológico que bloquea a un chakra específico. A saber:

  • Chakra 1: es bloqueado por el miedo.

  • Chakra 2: es bloqueado por la culpa.

  • Chakra 3: es bloqueado por la vergüenza.

  • Chakra 4: es bloqueado por la tristeza.

  • Chakra 5: es bloqueado por el engaño.

  • Chakra 6: es bloqueado por la ilusión.

  • Chakra 7: es bloqueado por el apego.

El camino para superar cada uno de estos desafíos existenciales es, según la tradición, la práctica de la meditación, utilizando como foco de la misma a cada uno de estos obstáculos con el fin de eliminar la influencia nociva que los mismos tienen sobre nuestra mente, y así adquirir la progresiva apertura de cada chakra, comenzando por el primero hasta el último.